Mofándose de la «fragilidad» de las nuevas generaciones, el meme del perro grande, perro chico se ha transformado en el de moda por estos días, incluyendo -obvio- a los periodistas y nuestra afición por las redes sociales. Hay para todos los gustos.