Europa envidia a SpaceX: quiere crear su propia internet satelital para Europa y que Galileo esté en marcha en 2024

En Europa estamos claramente atrás en la carrera espacial, pero los últimos éxitos de la NASA y SpaceX y también de la agencia aeroespacial china ha parecido despertar las ambiciones del viejo continente, que ahora muestra un renovado interés por las misiones espaciales.

El comisionado europeo en este área, Thierry Breton, ha anunciado que se van a poner en marcha proyectos ambiciosos como la creación de una internet satelital de alta velocidad para Europa y la notable aceleración del proyecto Galileo, que teóricamente estará funcionando en 2024 en lugar del plan original que marcaba su fecha de inicio de actividad en 2027.


Planes ambiciosos, muchos retos por delante

Parece que las noticias sobre el despliegue de los miles de satélites de la red Starlink de SpaceX le ha puesto los dientes largos a la Unión Europea, que ahora ha querido impulsar un competidor que permitiría ofrecer conexiones satelitales de alta velocidad a los ciudadanos europeos.

Ariane2

No solo eso. Thierry Breton, comisionado europeo que dirige este ámbito, indicaba con optimismo que «el espacio es uno de los puntos fuertes de Europa, y vamos a darnos recursos para acelerar [en este mercado]».

Por primera vez habrá presupuesto europeo para apoyar el desarrollo de lanzamiento de cohetes, incluyendo cohetes reutilizables que de nuevo parecen aspirar a competir con los Falcon 9 de SpaceX. De hecho Breton no ocultaba ese deseo: «SpaceX ha redefinido los estándares para los lanzadores, así que Ariane 6 es un paso necesario, pero no el objetivo final: debemos comenzar a pensar ya en Ariane 7».

La empresa Arianespace ya anunció a finales del año pasado que tenía el objetivo de hacer que sus cohetes futuros fueran más competitivos, y ya tiene pequeños prototipos que van acercando ese objetivo.

Tanto CNES como Arianespace trabajan en el desarrollo del motor Prometheus que se usaría en el primer prototipo de ese cohete reusable, llamado Themis. Otro cohete reutilizable llamado Callisto está también en desarrollo por parte de esta empresa y sus socios en el ámbit ode la investigación.

Breton espera que la Comisión Europea proporcione 16.000 millones de euros con los que impulsar esta serie de proyectos, y también quiere crear un fondo de 1.000 millones de euros para invertir en startups en la industria aeroespacial europea.

En su anuncio también destacó la intención de la Comisión Europea de tener listo y funcionando el sistema de posicionamiento global Galileo en 2024, lo que adelantaría en tres años el plazo inicial previsto. Según este comisionado esta generación de satélites será «la más moderna del mundo» pudiendo interactuar de forma avanzada y proporcionar una señal más precisa que la que actualmente ofrecen los sistemas GPS.

Vía | Reuters


La noticia

Europa envidia a SpaceX: quiere crear su propia internet satelital para Europa y que Galileo esté en marcha en 2024

fue publicada originalmente en

Xataka

por
Javier Pastor

.